“El tiempo es una de las pocas cosas importantes que nos quedan.” La gestión del tiempo como instrumento de éxito.

Posted on Actualizado enn

la foto

“El tiempo es una de las pocas cosas importantes que nos quedan.” La gestión del tiempo como instrumento de éxito.

    Recopilando los resultados de la encuesta trasladada a las distintas firmas nacionales e internacionales más importantes de nuestro país, por lo que a las dificultades que el Marketing encuentra a la hora de realizar su labor en cuanto a los despachos se refiere, encontramos un denominador común; la falta de tiempo.

    La falta de tiempo, o el mal uso que hacemos del mismo, se puede entender desde una doble perspectiva. Por un lado, podríamos entender esta barrera referida a las acciones de Marketing que carecen de la previsión y del apoyo de la cúpula directiva de las firmas; por cuanto a la paciencia en la espera de resultados se refiere (estaríamos hablando de una falta de tiempo en la cúspide), o también puede ser entendida como una falta de tiempo para su correcto ejercicio por los propios profesionales, los cuales encontrando ya de por si ardua su labor cotidiana, no terminan de dedicar un espacio concreto a acciones sobre las que no entienden sus beneficios ni sus bondades (estaríamos hablando de una falta de tiempo en la base).

    Puesto que en nuestra opinión, el problema fundamental que requiere solución para solventar esta barrera consiste en hacer participes a los abogados de las excelencias que dichas acciones reportarán , tanto a la firma como a ellos mismos y, no queriendo ser pretenciosos, queremos entender que esta etapa ya ha sido superada y tratada con anteriores entradas. No por ello deja de ser gran culpa de los propios departamentos de Marketing el no hacerse entender y no saber transmitir a cada profesional individualmente la importancia capital que dichas acciones suponen. Pero superada esta fase, es momento de hacer ver a los profesionales que con una correcta utilización y gestión de su tiempo, podrían abarcar muchas más actividades, tanto a nivel personal como profesional.

    Invitamos a una pequeña reflexión; ¿realmente sabemos aprovechar el tiempo?

    La respuesta que estará rondando sus cabezas será negativa. Y dicha respuesta está muy próxima a la realidad. Los últimos estudios, relativos a la cantidad de tiempo invertido por asunto y sus frutos concretos, sitúan el aprovechamiento real entorno al 32’5% del tiempo invertido. Esto supone que si uno de nuestros profesionales dedica una media de 8 horas diarias reales a la solución de asuntos; lo que hará un total de 40 horas semanales o 160 horas mensuales, tan sólo 3 de cada 10 serán realmente beneficiosas para el despacho. Esto es, de esas 160 horas mensuales, 112 serán tiradas a la basura. ¿Puede realmente un despacho permitirse tal inversión sin beneficio alguno? No. Ni puede, ni debe.

    En un mundo cada vez más profesionalizado no cabe en cabeza alguna que, un profesional altamente cualificado, sólo sea productivo una semana de las cuatro que tiene el mes. Esto en cualquier ámbito empresarial, en cuanto a términos de productividad se refiere, sería causa obvia de cambio. Por ello, la importancia de la gestión del tiempo es superlativa.

   ¿Cómo puede producirse este cambio? ; con pequeñas pautas, que no por obvias dejan de ser eficaces y todas se reúnen en una común; la PLANIFICACIÓN.

    El uso de una agenda, no importa si esta es de papel, electrónica o lunar, la realización de un listado de actividades, el uso de hojas de cálculo, etc. Todo ello conlleva inevitablemente una mejor gestión.

    En nuestro modo de ver, recomendamos tras las distintas experiencias con profesionales del ramo, lo que hemos denominado como el MÉTODO DE LAS TRES COLUMNAS consistente en llevar una anotación diaria de las actividades distinguiéndolas según sean DIARIASPENDIENTES o IMPREVISTAS.

    El método de las tres columnas requiere a su vez la determinación del tiempo que las mismas conllevarán, una estimación que es fundamental realizarla siendo objetivos. La relación de tiempo debería ser de un 70% para las primeras dos columnas y de un 30% restante para la tercera. Deberá dejarse obligatoriamente un tiempo libre al día para la tercera columna “la IMPREVISTA” donde podrán incluirse aquellas actividades que surjan de manera inesperada o espontánea y también para aquellas actividades “SOCIALES” que como hemos comentado en entradas anteriores todo profesional debe dedicar en su labor comercial.

    Gestión eficaz del tiempo, distribución correcta, priorización, análisis y planificación. Dominar el tiempo y no que él nos domine a nosotros. Es una lucha diaria, que no permite tregua, pero que en las pequeñas victorias otorga una satisfacción inmensa y reporta unos beneficios productivos obvios. Por ello citábamos a Salvador Dalí; porque el tiempo es una de las pocas cosas importantes que nos quedan.

Anuncios

Un comentario sobre ““El tiempo es una de las pocas cosas importantes que nos quedan.” La gestión del tiempo como instrumento de éxito.

    Miguel Rapallo escribió:
    7 noviembre, 2013 en 13:16

    La importancia de organizarse bien, sobre todo cuando se realizan actividades variadas y de alta carga de esfuerzo, es fundamental. Gracias Ignacio por una visión tan útil a la par que ilustrativa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s